¿Cuál es la diferencia entre vanidad y autoestima?

Por: Becky Krinsky de Recetas para la vida©

Elogio, éxito, fama, reconocimientos… algunas veces saludables y algunos otros tóxicos y enfermizos. La separación entre estas dos condiciones es muy pequeña, delicada y al mismo tiempo importante.

Si bien, el reconocimiento y la apreciación son ingredientes importantes para alimentar el alma, mejorar e inspirar a la persona, también el hecho de tan solo vivir esperando el reconocimiento y el honor. Cuando la persona se ciega ante la vanidad, esta se puede convertir en una persona arrogante, que lastima e insulta sin tener consideración de los demás, sin importar que tan espiritual o sabia pudiera haber sido anteriormente.

La persona vanidosa siempre esta en busca de satisfacer sus propias necesidades, de sentirse alagada y querida. Le cuesta trabajo comprender a los demás. Todo lo que busca, tiene que pasar primero por su propia visión.

La Vanidad es más compleja de lo que se percibe…. Trabajar sin parar, regalar lo que sea por ser reconocido, destacar ante todo. En si hay acciones que se pueden disfrazar elegantemente, cubriendo la realidad de la naturaleza de tanta bondad, interés o trabajo.

Cuando el fin ultimo, no es el ayudar sinceramente el la causa o las personas que se esta ayudando, sino que es el recibir el reconocimiento y la admiración, hay que tener mucho cuidado, hay que reconocer que eso es mas vanidad o interés que una persona legitima con una autoestima sana y balanceada. Es bueno sentirse bien consigo mismo, cuidar tanto los aspectos físicos como emocionales personales, pero también es importante saber balancear, escuchar y ser sensible, reconocer que nadie es el centro del universo, sin embargo, todos y cada uno, somos seres valiosos y dignos.

La mujer que se cuida más de lo normal con la comida, se arregla todo el día y prefiere lastimarse sus pies por caminar con zapatos altos e incomodos con tal de verse bella como una modelo, puede ser que sufra mucho el día que le salgan arrugas o no luzca tan bella como ella quiera.

El hombre que trabaja 18 horas diarias a pesar de que tiene un equipo de trabajo eficiente, que atiende todos los congresos y no falta a ninguna junta, descuidando a su familia o a su relación personal, puede ser que su ambición, se encuentre disfrazada de vanidad y necesidad de reconocimiento vano.

Igualmente la persona que atiende a todas las fiestas, reuniones y eventos, que se ocupa y se inventa trabajos extras, ¿será que de verdad tiene una necesidad real de participar o necesita el alago y el reconocimiento de cuan persona pueda?

Hay que tener valor propio, pero no hay que caer en el extremo y en la vanidad.

suscribete

www.recetasparalavida.com
La receta: Una autoestima sana
El ingrediente indispensable para una vida optima
Ingredientes:

  • 1 taza de humildad, capacidad para reconocer que ni es el único, ni superior
  • 1 pedazo de amabilidad, cortesía y buena disposición
  • 1 rebanada de apertura, disposición para poder escuchar, aprender y mejorar
  • 2 cucharadas de conciencia; trabajo personal que ubica, comprende y reconoce a uno mismo
  • 1 manojo de gratitud; agradeciendo por lo que se tiene y se es

Recomendación del chef: Porque la autoestima siempre viene acompañada con el sentimiento de valor propio, hoy me voy a respetar y a tratarme como la persona valiosa, dejo la culpa, la arrogancia y me dedico a cultivar las virtudes que puedo desarrollar.

Modo de preparación:

  1. La persona que tiene una autoestima solida y saludable no necesita de reconocimientos ni alabanzas; Una persona conoce su valor, tiene apertura y la actitud positiva para reconocer su trabajo, lo que promueve relaciones sus personales hace que sus experiencias sean mas enriquecedoras. La vanidad las bloquea, las ciega.
  2. Existe una gran diferencia entre ser humilde y verse como un ser pequeño. Toda persona tiene sus grandes virtudes y logros, también tienen algunas fallas o algún aspecto que deben mejorar; No reconocerlas solo conduce al defecto mayor: la vanidad.
  3. La Autoestima permite encontrar la misión de la vida; promueve el crecimiento personal, la salud emocional y el deseo de superación. Cunado uno de enfoca a los aspectos profundos de su persona, las fantasías y las expectativas vanas pierden valor. Un trabajo individual con conciencia, no se puede sustituir o compensar con sentimientos falsos o superficiales.

La autoestima y la humildad no se excluyen, todo lo contrario, se complementan, La primera ofrece el valor para aceptar, cambiar, mejorar, luchar y la segunda ayuda a agradecer, ayudar, y ser mejor.

*Prohibida su reproducción total o parcial sin el permiso escrito del editor y sin citar la fuente.
Copyright © 2005-2013 Recetas para la vida TM. Todos los Derechos Reservados
.

Otros articulos de Recetas para la vida.

Artículos recomendados:
Cuando la pareja no crese pareja
¿Qué pasa cuando no tenemos lo que queremos?

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*


WordPress Anti-Spam by WP-SpamShield