Parashat Shlaj: El Rabino y el Taxista

TAXI
TAXI

Por el Rabino Ilan Rubinstein

“Por la cantidad de días que fue explorada la tierra, osea cuarenta días, cargarán su iniquidad y sabrán mi alejamiento de ustedes” (Bamidvar14:34).

Esta parashá tiene como tema principal el malogrado intento de ingresar a la tierra de Israel.

¿Qué oportunidad mejor tenía el pueblo de Israel de ingresar a la tierra prometida y cerrar con broche de oro la epopeya libertadora?

Rutinariamente Moshé mandó doce espías, uno por cada tribu, a espiar la tierra pero diez de los espías dieron un reporte negativo lo que contagió a la mayoría del pueblo y generó un descontento y una desilusión generalizada. Ya no querían entrar, mejor era morir en el desierto que morir en la guerra, según sus palabras.

Esta burda ingratitud y absurdades confianza encendió la ira de D-os, ya no entrarían a la tierra, morirían en el desierto durante los próximos cuarenta años.

¿Por qué cuarenta?

Por cada día que espiaron la tierra de Israel deberían pagar con un año.

Asimple vista el castigo parece desmedido, ¿Qué equivalente posible existe entre un día y un año?

Un Rabino fallece y está esperando en la fila para entrar al Mundo Venidero. Delante de él hay un hombre vestido con una playera y jeans. –Para poder ingresarlo debo saber su nombre –le dice el cuidador.

–Gabriel Resnik, era taxista en NewYork. El cuidador revisa su lista y con una sonrisa le dice:–Bienvenido al MundoVenidero, tiene usted un lugar preferencial, primera fila. –Gracias Sr.–contesta e ingresa.

Ahora es el turno del Rabino. –Su nombre por favor. –Mi nombre es Biniamín Himmelfarb y he sido el Rabino principaldeManhattan durante 40años.

El cuidador revisa su lista y le dice: –Bienvenido al Mundo Venidero,tiene su lugar en la tercera fila.

–Un momento, –le contesta sorprendido– el hombre que estaba delante de mí era un conductor de taxi, ¿porqué a él le dio primera fila y a mí la tercera?

–Nosotros trabajamos por resultados, cuando usted hablaba todos dormían, cuando él manejaba ¡todos rezaban!

Explican nuestros Sabios que hay actos que casi no generan consecuencias, pero hay otros actos que la gravedad de sus consecuencias, se extienden por decenas o cientos de años.

El castigo es proporcional a la gravedad de las consecuencias y no al tiempo que se tardó en cometer el error.

Esto nos enseña la importancia que debemos asignarle a nuestros actos, una palabra fuera de lugar, una reacción desproporcionada, una lectura incorrecta de la realidad puede traer consecuencias impensadas, que su efecto dure mucho más de lo que nos llevó equivocarnos.

La tierra de Israel fue demasiado desafío para una mentalidad de esclavos. Tuvo que pasar una generación entera para corregir este error.

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*


WordPress Anti-Spam by WP-SpamShield