Vaera: El mejor vendedor de todos

By ABC Television Uploaded by We hope at en.wikipedia [Public domain], via Wikimedia Commons
By ABC Television Uploaded by We hope at en.wikipedia [Public domain], via Wikimedia Commons

Por: Rabino Ilan Ariel Rubinstein. Parashat Vaera. Todos los Derechos Reservados.

 

¿Por qué D-os manda a un dirigente tartamudo, que no puede expresarse bien, a negociar con el Faraón la salida del pueblo de Israel de Egipto?

“Entonces le dijo el Eterno a Moshé: ‘Ve y dile al Faraón, rey de Egipto, que deje ir a los hijos de Israel de su tierra’. Entonces habló Moshé delante del Eterno diciendo: ‘Si los hijos de Israel no me escucharon ¿cómo va a escucharme el Faraón? Y además yo soy tartamudo’” (Shemot 6: 10–12).

cabo de guerraLas negociaciones diplomáticas no son fáciles y más cuando una de las dos partes está en una posición de extrema desventaja. Es el caso de Moshé que viene a defender los derechos a la libertad de un pueblo de esclavos frente al amo. Después que Moshé fracasó en su primer intento frente al Faraón, D-os le pide que

se presente nuevamente ante al faraón y le insista que deje salir al pueblo de Israel. Si por la coyuntura antes mencionada Moshé ya estaba en desventaja, cuánto más lo estaba al ser tartamudo, algo que por sí mismo terminaría rápidamente con la paciencia del rey.

¿Por qué D-os manda a un dirigente tartamudo, que no puede expresarse bien, a negociar con el Faraón la salida del pueblo de Israel de Egipto? Generalmente para estas misiones se busca a un gran orador, un hombre especialmente carismático, con una gran capacidad de convencimiento.

Un Rab estaba distribuyendo libros de la Torá para que las personas los vendieran y ayudaran a financiar la remodelación de su sinagoga. Un día llegó un tartamudo a ofrecer sus servicios:
–Ra… Rab, yo qui… qui… quisiera ayudarle a ve… ve… vender la To…rá”.
Conmovido por su intención de ayudar, el Rabino le da un lote de libros al tartamudo. Por la tarde, al cerrar cuentas, el Rabino iba preguntando a sus colaboradores:
empresario–Tú, ¿cuántas vendiste?
–Vendí dos.
–¿Y tú?
–Vendí una.
–Y tú, ¿cuántas vendiste? –le pregunta al tartamudo.
–Yo ve… ve… vendí to… todo.
–¿Todo? Pero, ¿cómo pudiste vender tanto?
–Es si… si… simple. Yo llegaba con la pe… persona y le pre…preguntaba: ¿Usted va a co… co… comprar una To… To… rá o pre… pre… prefiere que yo se… se la lea?

En este caso es fundamental entender cuál era la función principal de Moshé. Él no fue elegido únicamente para ser el interlocutor de D-os ante el Faraón, la misión principal para la que fue distinguido era entregar la Torá al pueblo de Israel.

Además de su gran capacidad espiritual, el hecho de ser tartamudo y mal orador le dio una ventaja importante. Si Moshé hubiera sido un gran orador, se pudiera pensar que él engañó al pueblo con su elocuencia, su dialéctica, inventando una Torá mundana. Pero al tener estas deficiencias, cuando el pueblo lo escuchó a Moshé transmitir la Torá de una manera tan clara y concisa, sin una palabra de más, sin tartamudear, no tuvieron duda que estaba hablando lo que directamente D-os le estaba ordenando. Si bien no fue elegido específicamente por esta deficiencia, la misma terminó siendo de gran ayuda para la credibilidad de Moshé. Moshé, el tartamudo, pudo “vender” mejor que nadie la Torá.

© COPYRIGHT 2012 para Ilán Ariel Rubinstein
Se reservan todos los derechos de reproducir este libro o parte del mismo
mediante cualquier medio, salvo expresa autorización escrita del editor.

1 Comment on Vaera: El mejor vendedor de todos

  1. hola buenas tarde me urge en ponerme en comunicacion con el rabino ilan ariel rubestein tendran su correo o alguna forma de comuncoarme con el gracias

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*


WordPress Anti-Spam by WP-SpamShield