Lo que aprendimos con la edad

 

Por: Becky Krinsky de Recetas para la vida ©

amormaduro

Dicen los sabios: “Donde no hay vejez no hay sabiduría” (Berajot 39) ¿será que la vejez es la fuente de la sabiduría? O ¿puede ser que la persona que tiene la oportunidad de vivir más también tiene la ventaja de conocer y aprender mejor? Lo más probable es que sea una combinación; Nuestros maestros afirman que, sabio es aquella persona que aprende de todos y en cualquier lugar, no hace diferencia, tampoco espera un momento especial para aprender. “La persona no tiene el mérito de aprender de todos” (pero es un mérito aprender de todos).

La sabiduría y la tercera edad llegan juntas en un paquete llamado tiempo, este pasa y no olvida a nadie. Quiza hoy en día es más fácil esconder la edad, pero el tiempo que el alma lleva, las experiencias que han vivido, los aprendizajes que ha podido obtener, no se pueden borrar o esconder.

La conciencia del tiempo llega con más claridad con el paso de los años, justo cuando más se valora y mas se puede aprovechar. El tiempo pasa sin distinguir a nadie, él es capaz de cambiar la visión, y la perspectiva de la vida en un abrir y cerrar de ojos.

Eva es una mujer de 87 años de edad, goza de una buena salud, a pesar de su diabetes. Nada le impide visitar a su hijo que vive en otro continente, asistir a bodas de los nietos, y ver bisnietos nacer. Hace ricas comidas familiares, que disfruta ella es una mujer privilegiada y bendecida.

Hace un par de semanas se encontró con algunas de sus amistades. Se impresionó mucho al ver que su amiga Lola, que siempre había sido tan guapa, elegante y enérgica estaba sentada en una silla de ruedas sin reconocer a nadie. Encontró a otra amiga, qué estaba completamente ciega. Frente a ella estaba sentada su vecina, que recién había perdido a su marido y a uno de sus hijos.

Eva sintió pena por sus amigas, sin embargo encontró gran alivio y paz al saber que ella estaba en buenas condiciones. Con lágrimas en sus ojos le dijo a su nieta: ¡Lo que se aprende con la edad! ¡Que afortunada soy! no solo estoy viva, sino que además tengo el gusto de poder ver a mis hijos, nietos y bisnietos crecer.

amor-tercera-edad

Su nieta Celina, sonrió, vio en los ojos de su abuelita ojos de ternura, sabiduría y de una paz que ella no poseía. Ella vio como su abuela tenia otra perspectiva de la vida, clara, sencilla y sabia. Las preocupaciones, la inestabilidad emocional y económica que se siente en la juventud, la presión familiar, las angustias y las incertidumbres que vienen con el trabajo.

Celina entendió con una simple miranda que la inestabilidad económica, la educación de los hijos son importantes etc. Finalmente todo se soluciona, resuelve o se aprende a vivir, sin embargo las cosas que realmente son trascendentes, van mas allá de un problema material o pasajero, la calidad de las relaciones personales, la salud y la gratitud son ingredientes determinantes para vivir en paz, sobretodo cuando uno llega a una edad avanzada.

www.recetasparalavida.com

La receta: La edad, una buena lección

Ingredientes:

  • 1 lata de perspectiva; calma paciencia y entendimiento
  • 3 ramitas de agradecimiento; gratitud por todo lo que se tiene y se ha logrado
  • 1 cubo de experiencia; reconocer y valorar las acciones, relaciones y aprendizajes
  • 1 taza de sentido de la vida; fe y metas a seguir
  • 1 cucharada grande de alegría; actitud positiva y simple para vivir
  • 1 pizca de comprensión; conciencia, sensibilización y aceptación de la vida

Recomendación del chef: No esperes a que se te pase la vida para que puedas reconocer lo más importante; las relaciones que puedes formar, las personas que puedes inspirar y las acciones que puedes realizar.

Modo de Preparación:

1. Hay que aprovechar cada oportunidad que la vida presenta para poder tener una vida plena y satisfactoria. Es muy común reprochar y añorar el tiempo perdido, cuando escuchamos “a su edad y con mi experiencia, mi vida hubiera sido otra De alguna manera dejamos llevar por el sentimiento de frustración y el sufrimiento que lejos de dejarnos algo positivo, envenenan y limitan la visión de la vida.

adult helping senior

2. La experiencia es la mejor aliada cuando se aprende y se sabe como utilizarla. El sabor que dejan impregnado las vivencias y el agradecimiento, son sin duda el toque que define el carácter de cada persona. La experiencia lo dice todo, la sabiduría que vine con la edad puede significar: satisfacción, conciencia y calma, o enojo, malestar y angustia la elección es totalmente personal.

3. La edad es un símbolo de sabiduría; Mientras más mayor es la persona, más respeto se le debe de otorgar. No se trata de envejecer y perder poder, sino de vivir más y aprender a compartir las experiencias, abrazar la vida y sonreírle. Tener una actitud adecuada para que cuando los jóvenes lleguen a crecer, puedan sentir se queridos y respetados también.

“Cada día que se vive tiene un aprendizaje; entre más experiencias, más oportunidades más enseñanzas y mejor calidad de vida.”

*Prohibida su reproducción total o parcial sin el permiso escrito del editor y sin citar la fuente.
Copyright © 2005-2012 Recetas para la vida ®. Todos los Derechos Reservados.

Visítanos también en Facebook: recipes for life Síguenos en @recipesforlife twitter
www.recetasparalavida.com

Artículos recomendados:

 

¿Qué hacer cuando sientes que no avanzas en tu vida?

No debes pedir lo que no te pueden dar

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*


WordPress Anti-Spam by WP-SpamShield